‘Le cortaron las alas a mi hija’

  • La familia le puso un altar a Priscila con sus trofeos, balones y su foto de quince años Foto: Tania Casillas
Tania Casillas/Mural

Guadalajara, México (20 julio 2018).- A Priscila le cortaron las alas.

La joven de 22 años siempre lograba lo que se proponía y pudo haber sido aeromoza o futbolista profesional, pero el sábado pasado truncaron su camino.

Su cuerpo fue encontrado en Los Olivos, en Ixtlahuacán de los Membrillos. La Fiscalía lo investiga como feminicidio.

Los ojos de su madre, María Guadalupe Plascencia, ya se acostumbraron a las lágrimas, tiene el párpado inferior hinchado.

“Siempre se siente que te hace falta un pedazo de carne dentro de ti, alguien”, explicó.

Luego del entierro de Priscila, su familia puso un altar en su casa en La Capilla del Refugio.

Están sus fotos de graduación y de cuando fueron sus quince años. También hay trofeos y un balón con el que su pareja le pidió que fuera su novia.

El futbol era su vida, pues lo jugaba desde niña. Perteneció a los equipos Lobas, Panteras, Panchas, Guerreras y Corazón de Dragón.

“De hecho ella había metido solicitudes a ligas más grandes, estaba esperando su respuesta”, aseguró María Guadalupe.

“Un día voy a llegar a ser grande, mamá”, asegura que le dijo su hija, “voy a jugar con los grandes”.

La joven también trabajaba como guardia revisor en el Aeropuerto.

Notas Relacionadas

Fue policía de Ixtlahuacán mujer asesinada

“Quería conseguir una beca para ser aeromoza, ella quería superarse, ir más arriba”, enfatizó su madre.

En sus días libres, se paseaba en la moto que se compró, pero el viernes 13 desapareció.

“Nomás me dijo ‘madre, voy a las canchas’, fue la última vez que yo la vi”, recordó María.

Más tarde, una amiga de Priscila escuchó que hablaba por teléfono con un hombre que le iba a prestar dinero para la gasolina.

“Desgraciadamente una persona le cortó las alas a mi hija, una persona que era de confianza, de amistad”, aseguró María.

Por el caso hay un hombre detenido.

“Una vez ella le dijo a él que no, porque era un hombre casado”, recalcó.

“Uno ya no sabe si el enemigo lo tenemos cerca, a un lado”.

Falta diagnóstico
Las mujeres son asesinadas por razones de género y por la violencia en el Estado. Son dos fenómenos diferentes que deben ser analizados para crear políticas públicas, considera la analista de datos de Data Cívica, Carolina Torreblanca.

“Para tener una buena política pública primero tienes que tener un buen diagnóstico y para tener un buen diagnóstico tienes que entender qué tienen en común y qué tienen de diferente los diferentes homicidios de mujer”, explicó.

Recalcó que no hay forma de saber claramente cuáles son los motivos de los agresores.

“Si lo que quieres es empatar homicidios de mujeres con lo que el Código Penal Federal, o (con lo que) los Códigos estatales dicen que es feminicidio, no tenemos suficiente información como para descartar cada una de las causales”.

Pero cada tipo de asesinato tiene sus características.

“Los homicidios de hombres en general tienden a ser en la calle, con arma de fuego, y los de mujeres tienden a ser en la casa, las ahorcan más, las asfixian más”, desglosó.

“También hay otro grupo de mujeres que cuando aumenta la violencia con arma de fuego, para cual principalmente son los hombres las víctimas, también empiezan a morir más de una manera parecida”.

Hora de publicación: 00:00 hrs.
Anuncios