Lo acusan de acoso

  • Diego Hernández aseguró que no ha acosado a mujeres por Internet y dijo que han hackeado su cuenta constantemente desde hace tres años. Foto: Tomada de Internet
Katia Diéguez/Mural

Guadalajara, México (31 mayo 2018).- “Me dijeron que no era acoso porque tiene que tocarme o hacerme algo, entonces, ¿están esperando a que me violen o qué?”, dijo con desesperación Itzel Olmedo respecto a la atención que le brindaron las autoridades ante una denuncia de acoso sexual por Internet.

El pasado 21 de mayo, ella le reclamó en redes sociales a Diego Hernández, egresado del Centro Universitario de Ciencias Sociales y Humanidades (CUCSH) de la UdeG, el envío de fotos, mensajes y videollamadas con contenido sexual.

A raíz de ello se dio cuenta que unas 40 mujeres habían sufrido lo mismo; las reunió, y sólo 13 se activaron para poner una denuncia, con el número 55034/2018, el pasado 24 de mayo.

Pero en la Fiscalía General del Estado las jóvenes se toparon con trabas y la revictimización por parte de los funcionarios.

“En cuanto llegas a la Fiscalía les dices que es un tema de acoso y ya desde ahí se burlan de ti, actúan de manera sarcástica. Nos hicieron preguntas como: ¿por qué lo agregamos, por qué le contestamos?”, narró Olmedo.

Aclaró que levantaron una queja en la Comisión Estatal de Derechos Humanos Jalisco (CEDHJ) por el trato del agente del Ministerio Público (MP) Juan Pablo Martínez Aviña.
Algunas de las mujeres sí conocían a Hernández, aunque no eran cercanas a él; sin embargo, recibieron mensajes, fotos y videollamadas constantes desde una o varias redes sociales, incluso en Whatsapp.

En respuesta a los señalamientos, el joven negó cualquier acto de acoso e incluso interpuso el 22 de mayo una denuncia por crimen cibernético; de hecho, publicó en sus redes un video donde explica que desde hace tres años han hackeado sus cuentas constantemente.

“No creo que nadie tenga la falta de capacidades para hacer ese tipo de acciones desde tu misma página, tu medio de comunicación, tantas veces, en tiempo electoral, donde cualquier pretexto es bueno para afectar a cualquier persona”, dijo en entrevista telefónica.

Las mujeres reconocieron que no tienen imágenes con su cara, pero aseguraron que estas prácticas han sucedido desde hace tres años.

“Es algo que pasa constantemente en la universidad y sobre todo con este tipo. Me habían comentado que acosaba y después decía que no era él, pero las personas a las que se las hizo directamente ni se la creen”, comentó Olmedo.

Las denunciantes también acudieron ante el Rector del CUCSH, Héctor Raúl Solís, para exigir un protocolo de acoso en el centro universitario y en la UdeG; él les prometió su apoyo.

Hernández insistió en que se presenten las pruebas para responsabilizarlo e invitó a las afectadas a sumarse a su denuncia para dar con el culpable, aunque aclaró que no se disculpará porque sería ilógico hacerlo por algo que no cometió.

En Jalisco, el sexting -envío de mensajes con contenido erótico o lascivo mediante aparatos tecnológicos sin el consentimiento de la víctima- se castiga con 4 a 8 años de prisión, y de 7 a 12 años cuando se comete en perjuicio de menores de edad.

A tomar en cuenta

Si es víctima de hostigamiento y acoso sexual, puede recurrir a estas instancias.

Fiscalía General del Estado
Calzada Independencia Norte 778
Tel. 3837-6000, ext. 12221

Junta Local de Conciliación y Arbitraje
Independencia 100, Centro Histórico
Tel. 3030-1000, ext. 26736

Comisión Estatal de Derechos Humanos Jalisco
Pedro Moreno 1616
Tel. 3669-1101

Centro de Justicia para las Mujeres
Álvaro Alcázar 5869
Tel. 3030-5450

Si usted reconoce este caso y tiene pruebas, puede sumarse a la carpeta de investigación de la denuncia 55034/2018.

 

Anuncios