Comité ciudadano emite “extrañamiento” por robots

Expertos sugieren que se inviertan más recursos en la prevención que en el combate a las conflagraciones en La Primavera

Agustín del Castillo / Guadalajara. MILENIO JALISCO. http://www.agustindelcastillo.com/

Las señales de conciliación mandadas por la Secretaría de Medio Ambiente y Desarrollo Territorial en el tema de la compra de cinco robots para detección de incendios, no han apaciguado la indignación de los comités que integran el organismo público descentralizado Bosque La Primavera, que consideran que se les debió consultar previo a cualquier decisión.

Los integrantes del Comité Ciudadano del OPD, “deseamos manifestar nuestra postura acerca de la inminente instalación de un sistema de cámaras robóticas de detección temprana de incendios en el área natural protegida […] sobre este asunto en particular, queremos expresar nuestro extrañamiento al respecto, en razón de lo siguiente: uno, nos parece que esta decisión, por su trascendencia, debió haber sido consultada y consensuada en el seno de la junta de gobierno, dado que es la instancia propuesta precisamente para propiciar un nuevo modelo de gobernanza, a fin de que haya una efectiva suma de voluntades […] lamentamos que no se haya tomado en cuenta la opinión del Comité Científico sobre este tema, el que fue convocado para opinar desde la ciencia. También lamentamos la escasa y tardía información que recibimos en el Comité Ciudadano, lo que nos privó de la posibilidad de acercar a quienes dirigen los destinos de la reserva con la sociedad en su conjunto. De la manera en que fue tomada, esta decisión lesiona la institucionalidad, el desempeño y el modelo de toma de decisiones del OPD Bosque La Primavera”, señalan.

Además, “consideramos que, al tratarse de una adquisición directa de bienes de alta tecnología, es indispensable una amplia consulta y el análisis de todas las variables, en aras de tomar la mejor decisión, de manera transparente y de cara a la sociedad. Creemos necesaria una reconsideración sobre la forma en que se aplican los recursos públicos, siempre insuficientes para enfrentar la devastación de nuestros bosques por causa del fuego, con el objetivo de abonar a estrategias más efectivas para primero prevenirlo, después detectarlo y finalmente combatirlo”.

A los firmantes “nos preocupa además que esta medida signifique destinar más recursos a la detección y el combate de siniestros que a la prevención, una tarea fundamental en la que poco se invierte. Creemos que los proyectos basados en tecnologías de frontera para la lucha contra incendios, deben ir liderados desde su diseño por las brigadas gubernamentales, sociales y ejidales, que en los últimos años han hecho una labor heroica tanto en la prevención como en el monitoreo y combate al fuego y son quienes poseen mayor conocimiento local acerca del bosque.

El extrañamiento lo firman Dolores Álvarez, de El Colegio de Jalisco; Paola Bauche Petersen del Fondo Noroeste; Mariano J. Beret Rodríguez, de Agua y Ciudad; Marco Antonio Berger García, de la Universidad de Guadalajara; María Fors, del Centro de Cultura Ambiental e Investigación Educativa; Jorge Gastón Gutiérrez Rosete, del Colectivo Ecologista Jalisco; Lydia Hernández Rivera, del ITESO; de Salvador Mancera, de Ambiente y Desarrollo Biodiverso; José Antonio Márquez Michel, de la Fundación Ecológica Selva Negra; Luis Márquez Valdés , de Agua y Ciudad; Manfred Meiners, de Ambiente y Desarrollo Biodiverso; Luis Gabriel Torres González, de CIESAS Unidad Occidente, y Sandra Valdés Valdés, de Anillo Primavera.

Presentan robot

La Semadet presentó ayer su proyecto de detección de incendios con base en cinco robots de tecnología china; “estas innovadoras tecnologías envían a una base de datos en tiempo real la ubicación geográfica del punto de inicio del incendio, imagen del sitio, información meteorológica como humedad relativa, dirección y velocidad del viento, temperatura, entre otros, permitiendo la movilización más eficaz de las brigadas, la implementación de mejores estrategias de control, registro de evidencia documentada de datos específicos de información técnica; así como la posibilidad de identificación de personas que de manera intencional ocasionen los incendios”.

Cada robot “tiene la capacidad de detectar e identificar incendios en un rango de polígono de entre ocho mil a 15 mil hectáreas, en distancias de cinco a 13 kilómetros, con un nivel de precisión en una superficie con radiación térmica, de tres a siete metros cuadrados […] al detectar y ubicar los incendios forestales, los robots envían de forma automática la señal de alarma sonora a las computadoras y dispositivos móviles del Centro Estatal y autoridades involucradas en la toma de decisiones”.

SRN

 

Anuncios