Feminicidios se disparan en años electorales, asegura especialista

Guadalajara, Jalisco.

Los feminicidios aumentan en años electorales en Jalisco. Probablemente, porque el debilitamiento de las instituciones es más evidente en épocas de proselitismo.

Esto lo señaló la especialista en temas de género y representante del Comité de América Latina y el Caribe para la Defensa de los Derechos de las Mujeres (Cladem), e investigadora de la UdeG, Guadalupe Ramos Ponce.

De acuerdo con el libro “Estudio del Feminicidio en Jalisco”, de 1997 a 2007 el promedio de mujeres asesinadas en el Estado es de 44. Pero a partir del año 2010 comenzó a darse un incremento exponencial.

“Nosotras lo que hemos notado es que a partir del 2010, cada año rebasa el centenar de mujeres asesinadas y particularmente los años electorales se significan por un incremento. Y estamos en un año electoral y ya comenzamos muy mal”.

“Y aquí lo que vemos además del incremento, es la actuación de las autoridades: qué pasa con las mujeres que denuncian violencia y van por una orden de protección y no le sirven de nada. Nosotros tenemos documentados cinco casos de mujeres que tenían órdenes de protección que no les sirvieron de nada porque fueron asesinadas por sus propias parejas”.

De acuerdo con las cifras documentadas en el estudio de Ramos Ponce, en 2011 hubo 117 mujeres asesinadas y en 2012, año electoral, la cifra saltó a 152. En 2013 y 2014, bajó a 133 y 130, pero en 2015, otro año electoral, se incrementó a 150. En 2016 y en 2017, volvió a reducirse a 90 y 112.

“Hipótesis puede haber muchas. Habrá que investigar, pero una de mis hipótesis, o de los análisis que yo hago cuando ceo esos repuntes, es que hay un debilitamiento de las autoridades, un debilitamiento del ejercicio de autoridad que permea y permite incremento, no solo de feminicidios, sino de todo el índice delictivo y los feminicidios también aumentan”.

Este año comenzó con el asesinato de Alexandra Castellanos, que murió trágicamente a pesar de haber denunciado las amenazas ante autoridades, y de una mujer de la tercera edad que también fue asesinada.

“Yo creo que este debilitamiento del ejercicio de la autoridad es porque están más preocupados en las campañas, en procesos electorales que en el ejercicio de gobierno y esto es aprovechado por los grupos delincuenciales porque saben que de por si hay alto índice de impunidad, con esto la impunidad se incrementa muchísimo más”.

Añadió que las órdenes de protección no sirven porque no hay una estructura que garantice esa seguridad para la que debería funcionar el documento, no hay coordinación, ni modelo único de atención a las violencias, además que el documento no distingue niveles de riesgo.

 

Anuncios