Alto Comisionado de la ONU estará en Temaca

PARADAS. Las obras de la Presa El Zapotillo, mientras, continúan detenidas. (Foto: Grisel Pajarito)

Representantes de la oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (ACNUDH) estarán de visita hoy en las comunidades de Temacapulín, Acasico y Palmarejo, con la intención de escuchar a sus habitantes y determinar si se violan sus derechos humanos con el proyecto de la Presa El Zapotillo.

La intención es que los representantes de Naciones Unidas recorran la zona que se inundaría con la construcción de la cortina de El Zapotillo a una altura de 105 metros, como lo anunció el gobernador Aristóteles Sandoval Díaz. Además, sostendrán reuniones de trabajo con las comunidades afectadas, sus asesores y especialistas.

La visita de los representantes del ACNUDH fue solicitada por el Comité Salvemos Temacapulín, Acasico y Palmarejo, el Instituto Mexicano para el Desarrollo Comunitario (Imdec) y el colectivo de abogados. Esto, con la objetivo de que se revisen los resultados del estudio Jalisco sostenible, cuenca río Verde, hecho por la Oficina de Naciones Unidas de Servicios para Proyectos (UNOPS, por sus siglas en inglés), que derivó en el aval para que se inunden estos centros de población.

Amplían queja

El sábado el abogado Guadalupe Espinoza Sauceda presentó una ampliación de queja ante la Comisión Estatal de Derechos Humanos Jalisco (CEDHJ) “contra la Secretaría General de Gobierno (SGG), el subsecretario de Asuntos Jurídicos y Dirección General Jurídica de dicha secretaría, así como contra el subsecretario de Asuntos del Interior de la misma secretaría y contra el director de Desarrollo Político de la Subsecretaría de Asuntos del Interior”, por el hostigamiento que ejercen sobre los pobladores de las tres comunidades.

Además, señala al secretario de Desarrollo e Integración Social (Sedis), Miguel Castro Reynoso, quien sería, por encargo del gobernador, el responsable de dirigir “el comando especial en las comunidades ya precisadas y quien ha declarado públicamente que está esperando establecer contacto con las poblaciones”.

La queja se amplía además para señalar a la secretaria de Medio Ambiente y Desarrollo Territorial, Magdalena Ruiz Mejía, por ser quien contrató el estudio de la UNOPS, y al consejero del gobernador Enrique Dau Flores, quien funge además como presidente de la Junta de Gobierno de la Comisión Estatal del Agua (CEA), así como al titular de esta última, Felipe Tito Lugo.

NTR Guadalajara dio a conocer que la CEDHJ emitió medidas cautelares a favor de los habitantes de los tres poblados, por lo que en la queja se pide que se amplíen a estos funcionarios.

Finalmente, se pide a la CEDHJ que se incluya a los ayuntamientos de Cañadas de Obregón y Mexticacán para que no continúen con los trámites para que sean posibles los nuevos asentamientos a los que se busca trasladarlos, denominados Talicoyunque y Nuevo Acasico, ubicados en estas demarcaciones.

En el nuevo texto se insiste que Talicoyunque es un lugar “no apto para vivir por inhóspito y estéril, carente de agua, pues se les surte con pipas”, además que los trámites del Plan de Desarrollo Urbano de Centro de Población fueron anulados por el Tribunal de lo Administrativo del Estado (TAE).

No al cambio de uso de suelo

Además, el 16 de agosto se presentó un oficio ante el alcalde de Cañadas de Obregón, Jaime Casillas Vázquez, para pedir que no autorice el cambio de uso de suelo para una presa que rebase los 80 metros de la cortina de la presa; que defienda el agua del río verde contra el trasvase a la ciudad de León, Guanajuato; que no se autoricen obras complementarias para la presa y el acueducto, y que informe sobre la situación del poblado de Talicoyunque.

“(Miguel Castro) ha declarado públicamente que está esperando establecer contacto con las poblaciones”
Extracto de la queja ampliada

JJ/I

 

Anuncios