Registran invasión del Ejército en ejido

Obras que se realizan con aval del Ejército en el ejido Agua de Obispo, amparado contra el acueducto Zapotillo-León. (Foto: Especial)

El ejido Agua de Obispo, en el municipio Alteño de San Juan de Los Lagos y que forma parte del trazo original de los 110 kilómetros del trasvase Zapotillo-León, fue invadido a partir de la semana pasada por maquinaria resguardada por integrantes del Ejército Mexicano, lo que encendió las alarmas entre los ejidatarios.

De acuerdo a Paloma Macías, abogada del ejido, los militares no cuentan con permiso alguno para realizar obras dentro del territorio de Agua de Obispo, no obstante, los militares resguardan las obras y han negado informar a qué proyecto corresponden.

“Está trabajando maquinaria privada pero el Ejército está ahí. Creemos que puede tratarse de una represalia (en contra del ejido) se ha dicho que quieren hacer una base militar en la zona, pero no tienen ningún permiso en el territorio”, dijo la abogada.

Ante los hechos, Macías interpuso un amparo directo por violaciones a la suspensión judicial con que ya cuenta el ejido para evitar que esa zona de vocación lechera sea utilizada para construir el acueducto Zapotillo-León, el cual tienen a su favor en tanto no concluya el juicio de amparo actualmente en curso interpuesto en contra de la Comisión Nacional del Agua.

Ante el combate legal que Agua de Obispo ha emprendido para defenderse de la obra hídrica impulsada desde el gobierno federal, Macías considera que la decisión del Ejército para construir lo que sería un batallón militar dentro de su territorio podría tratarse de una represalia, ya que redireccionar el trasvase para que evadir el ejido amparado implica un aumento de costos para el Ejecutivo federal.

EH

 

Anuncios