Comerciantes de Tlaquepaque pierden por obras de la línea 3

“Y nadie ha venido a apoyarnos”, denuncian

A diferencia de Zapopan o Guadalajara, donde a los negocios afectados les condonaron el predial y otros impuestos, en la Villa Alfarera la alcaldesa Limón no ha levantado la mano

Por Francisco Andalón López/pagina24Jalisco

Hasta 80 por ciento han bajado las ventas de los comercios ubicados sobre avenida Revolución, en Tlaquepaque, debido a las obras de la línea 3 y los constantes cortes a la circulación, además de las modificaciones a las rutas del transporte público/Foto: Francisco Andalón López

Hasta 80 por ciento han bajado las ventas de los comercios ubicados sobre avenida Revolución, en Tlaquepaque, debido a las obras de la línea 3 y los constantes cortes a la circulación, además de las modificaciones a las rutas del transporte público/Foto: Francisco Andalón López

Desolador, es el panorama que se puede apreciar en las inmediaciones del tramo en donde se construye la línea 3 del tren ligero: comercios cerrados, una gran cantidad de locales que están en renta o venta y aquellos comerciantes que aún permanecen de pie, están a punto de la quiebra, sin que hasta el momento autoridad alguna se haya acercado con ellos para ver de qué manera se les puede apoyar.

Uno de estos ejemplos se da sobre Francisco Silva Romero, mejor conocida como Revolución por la mayoría de los habitantes, a la altura de San Pedro Tlaquepaque, en donde los locales cerrados es lo que prevalece y los que están aún abiertos han tenido pérdidas de hasta 80 por ciento, de acuerdo con un sondeo realizado por Página 24.

En el caso de los locales que están en las inmediaciones de los cierres totales como Río Nilo, han quedado aislados y se mantienen con algunos clientes que esporádicamente acuden, pero que optan en muchas ocasiones por no llegar por las complicaciones de tráfico y de estacionamiento que se registran.

“Sí, claro el 80 por ciento han bajado las ventas y no hemos tenido ninguna ayuda, ninguna nada. Sí estamos luchando y muchos negocios pues ya cerraron, ya se fueron”, lamentó José de Jesús Sepúlveda Aceves, dueño de una tlapalería que tardó más de 40 minutos en recibir a algún cliente. “Pues sí nos ha afectado un poquito porque pues se ha quitado un poquito la fluidez del tráfico, incluso de la gente, como usted nota las rutas de camiones pasan ahorita por aquí y mañana ya los desvían por otra ruta y a todos nos ha afectado, a todos los comerciantes”, señaló Humberto Lugo, otro de los afectados.

“Pues muchas afectaciones hemos tenido, ahorita que tienen cerrado no tenemos ventas, nos ha bajado mucho; antes sí, tenía mucha gente pues llegaban a comprar y ahorita no tengo nada, una visita al día”, describió otro comerciante que optó por el anonimato y que se dedica a la venta de refrigeradores reparados.

Según los comerciantes, pese a estas afectaciones, desde el ayuntamiento no se les ha entregado ningún apoyo o descuento en el pago de impuestos, tal como sí ha ocurrido en Guadalajara y Zapopan, quienes no pagan predial o reciben descuentos de hasta el 50 por ciento en el pago de licencias.

Por lo anterior es que exigieron a María Elena Limón, presidenta municipal de San Pedro Tlaquepaque, que recorra esta zona de obras para darse cuenta cómo es que el comercio ha sido afectado para que se busque algún apoyo.

Y en el caso del Sistema de Tren Eléctrico Urbano (Siteur), también exigieron la presencia de Rodolfo Guadalajara para que se entere de primera mano que no todo es color de rosa como se ha presumido.

Anuncios