Señalan indefensión en el Sistecozome

(Foto: Jorge Alberto Mendoza)

Los subrogatarios del Sistema de Transporte Colectivo de la Zona Metropolitana (Sistecozome) exigen que se les brinde certeza jurídica ante la desaparición de la paraestatal.

El secretario general del Sindicato de Avanzada de Trabajadores del Autotransporte del Estado de Jalisco (SATAEJ), Arnoldo Licea González, expuso que los subrogatarios aceptarían convertirse en concesionarios bajo el esquema ruta-empresa, pero no están de acuerdo con algunas condiciones del modelo.

Por ejemplo, el que los autobuses que se tienen que adquirir sean forzosamente de la marca DINA o que sea la empresa TISA, a quienes han acusado de “jinetear” el dinero recibido por transvales y bienevales, la que se encargue del sistema de prepago. Igualmente, consideró riesgosa la posibilidad de que sean incorporados a Servicios y Transportes, pues la también empresa estatal arrastra igualmente un historial de deuda.

Raúl Huerta, subrogatario del Sistecozome, expuso los temores del gremio: “No tenemos ni dirección ni ruta por dónde vamos a entrar. Estamos en un estado de indefensión, pues si se elimina Sistecozome no sabemos que tratamiento legal se le va a dar a los contratos de subrogación; además cómo vamos a invertir (en nuevas unidades) si la seguridad jurídica no existe”, indicó.

Además, Licea agregó que el Sistecozome dejó de recibir algunos de los pagos de mil 750 pesos por concepto de administración que se le exigen mensualmente a los subrogatarios, con el argumento de que las unidades superan los 10 años de antigüedad, lo que genera nerviosismo e incertidumbre, ya que por tres pagos no realizados pierden sus derechos; sin embargo, no supo especificar qué cantidad de transportistas han sido afectados por esta medida.

El líder sindical recordó que las 52 rutas subrogadas del Sistecozome cuentan con cerca de 2 mil 400 unidades, de las que dependen alrededor de mil 200 propietarios y 6 mil 500 operadores del transporte.

También dio a conocer que algunos trabajadores ya han comenzado a ser liquidados, pese a que el Congreso local aún no ha avalado la propuesta del Gobierno del Estado sobre la desaparición de la empresa.

Culpan al gobierno

La semana pasada, trabajadores de la empresa culparon al gobierno del estado de la quiebra de la empresa por “la mala administración e inoperancia del organismo, (y) por el nulo interés en su rescate y la forma perversa de desmantelarlo”.

En una carta enviada al Congreso local, los transportistas señalaron que, además, no fueron tomados en cuenta en el Programa Estatal de Transporte.

“No tenemos ni dirección ni ruta por dónde vamos a entrar. Estamos en un estado de indefensión”
Raúl Huerta, subrogatario de Sistecozome

JJ/I

 

Anuncios