Alfaro debe cambiar la manera de comunicarse

CONTRA LOS MEDIOS. Durante una inauguración de trabajos en Lomas del Gallo, el alcalde calificó como medios “basura” a tres diarios locales. (Foto: Especial)

En lugar de buscar culpables sobre la mala percepción que tiene la ciudadanía sobre su gestión, el presidente municipal de Guadalajara, Enrique Alfaro Ramírez, debería cambiar su estrategia de comunicación para con la gente, consideró el académico del Instituto Tecnológico y de Estudios Superiores de Occidente (ITESO) y experto en análisis de medios y poder político José Bernardo Masini Aguilera.

Para el académico, el discurso despectivo que lanzó el viernes el alcalde contra tres medios impresos de la ciudad, entre ellos NTR, sólo demuestra que está enojado y muy probablemente es porque la percepción de la gente no se adecua a los indicadores que él maneja.

“Él tiene números para sí mismo en los que cree que está haciendo muy bien las cosas, pero se está encontrando con que la ciudadanía sigue encontrando muchas tareas de mejora y de oportunidades en su trabajo, y él le está adjudicando al periodismo la culpa de esta mala percepción de la ciudadanía, lo está desplazando al ámbito de la culpa en vez de identificar errores en el proceso de comunicación de su equipo”, mencionó Masini Aguilera.

Agregó que lo que le conviene al primer edil es ser más autocrítico, y más porque es un político que ha demostrado su interés de permanecer vigente en la vida pública, de cara a sus aspiraciones a la gubernatura de Jalisco en 2018.

“Le conviene no estar identificando o buscando culpables para explicarse lo que no le sale bien, sino más bien revisar y darse cuenta de que si bien está rodeado de gente muy profesional en su equipo de comunicación, no quiere decir que sean perfectos al grado que tal que se nota que les hace falta para mejorar la percepción ciudadana y la mismísima relación con los periodistas”, abundó el académico.

Al referirse a tres medios impresos como “basura”, el mensaje que da es el de una persona con poca paciencia, lo que para el académico es inoportuno, pues es sabido que buscará el voto de la gente para que lo elijan como su gobernador, consideró.

“Creo que él tiene que ajustar un poquito en cómo toma las decisiones en términos de declaraciones públicas, la manera en cómo toma decisiones en términos de comunicación para que nosotros no caigamos en la percepción de que es una persona de mecha corta, y que sólo se hace rodear de personas que le aplauden”.

Alfaro Ramírez, ahondó Masini Aguilera, debe de aplicar mecanismos de comunicación como los grupos focales, entrevistas de puerta en puerta, visitar casas, pararse en las plazas o parques para recabar mucho más la opinión de la ciudadanía, “no nada más evaluando su propia administración a partir de indicadores definidos por su propio equipo”.

Finalmente, el académico cree que los errores del alcalde deben ser atendidos inmediatamente para que se dé cuenta de que “el periodismo no es su enemigo por el hecho de criticarlo, tiene más enemigos entre quienes le aplauden todo”.

“El periodismo no es su enemigo por el hecho de criticarlo, tiene más enemigos entre quienes le aplauden todo”
José Bernardo Masini Aguilera, académico del ITESO

JJ/I

 

Anuncios