Fracasa Estado en protección a indígenas

Ofenden a los pueblos originarios y a la sociedad en general

Los tres niveles de gobierno deben redoblar la seguridad en sus comunidades para evitar más agresiones y asesinatos, indicó el académico Francisco Jiménez Reynoso

Por Rafael Hernández Guízar/pagina24Jalisco

Miguel Vázquez Torres (centro), líder huichol y ex presidente de bienes comunales de San Sebastián Teponahuzxtlán/Foto: Archivo Página 24

Miguel Vázquez Torres (centro), líder huichol y ex presidente de bienes comunales de San Sebastián Teponahuzxtlán/Foto: Archivo Pagina 24

El asesinato del líder huichol Miguel Vázquez Torres y su hermano Agustín en Tuxpan de Bolaños por un presunto conflicto territorial es una clara muestra del fracaso del Estado, sentenció el académico de la Universidad de Guadalajara (UdeG) Francisco Jiménez Reynoso.

Tras el cobarde asesinato de los indígenas, el académico sentenció en entrevista con Página 24 que estos casos no pueden pasarse por alto, sino al contrario, demuestran el fracaso de las autoridades en los tres niveles de gobierno, pues la Constitución deja en claro que todas las autoridades deben proteger a este grupo vulnerable de la población, lo cual no sólo no sucede sino que hasta se ha identificado a agentes de la fiscalía y otras áreas como agresores.

“De los tres niveles de gobierno, el estado, la federación y el municipio, porque los tres deberían de protegerlos y fallaron (…) cuando escucho a los niños que me dicen con miedo que cuando llega un carro a su comunidad y salen gritando que ya llegaron los sicarios, me parece que es imperdonable”, aseguró el especialista.

Y es que en días pasados, integrantes de la comunidad donde sucedió el crimen solicitaron ayuda de la Universidad de Guadalajara para garantizar la estabilidad de la comunidad, algo que se vincula además con las instancias de gobierno para el esclarecimiento de las investigaciones que ayuden a conocer el fondo de este asesinato.

Si bien al momento se ha señalado que se trata de una agresión relacionada con el conflicto que se tiene en el sitio por los terrenos que se recuperaron tras un litigio, no se descartan otras líneas de investigación.

Jiménez Reynoso, sostuvo que este tipo agresiones ofenden no sólo a los pueblos originarios sino a la sociedad en general, debido a que se trata de personas que viven en marginación y a las que se les debe de restituir “mucho”, dijo, pues está mandatado dentro de la Constitución Mexicana.

Asimismo, aclaró que el miedo se ha apoderado de la comunidad por lo que exigió que las autoridades de los tres niveles de gobierno redoblen la seguridad para evitar que nuevamente ocurran agresiones.

Anuncios