Animalistas protestan contra propuesta del PRI

Proyecto. El gobierno municipal pretende sacar a los caballos y que el servicio sea motorizado.Proyecto. El gobierno municipal pretende sacar a los caballos y que el servicio sea motorizado. (Foto: Archivo)

Luego de que la fracción edilicia del Partido Revolucionario Institucional (PRI) en Guadalajara pidiera que no se eliminen los caballos de las calandrias sin antes someterse a una consulta pública y que la gente lo decida, diversos colectivos en favor de los derechos de los animales protestaron frente al ayuntamiento para exigir que avance la propuesta del gobierno municipal en el sentido de sustituir la tracción animal por mecánica.

De acuerdo a los ciudadanos que protestaron, es un retroceso que los ediles priístas quieran impedir esta transición con el argumento de que se erradicará una tradición de la ciudad, pues mientras ellos afirman que los caballos pueden resistir cierta carga de trabajo, los animalistas sostienen que se trata de violencia hacia ellos.

“Todos vemos continuamente cómo los caballos caen tendidos en el suelo, son atropellados porque la ciudad está congestionada, no es la ciudad de principio del siglo 20 que es cuando surgió la calandria como concepto turístico, es algo bien importante, la calandria surgió como propuesta de un regidor a principios del siglo 20 en los años 30”, declaró Claudia Llama, de la organización Salud y Derecho Ambiental y Adopta a una Mascota.

“El usuario educado en la protección animal no se monta en caballo, al contrario, la sufre. Es un clamor de la ciudadanía que esta tiranía, que este maltrato a los animales, a los caballos, acabe y que mejoren las condiciones de los calandrieros, porque no los consideramos criminales, ellos merecen tener un ingreso digno y eso sería bienestar para todos, no entendemos la postura de Sergio Otal (coordinador de los regidores del tricolor) ni del PRI”.

el Ayuntamiento de Guadalajara busca prototipos de calandrias que operen con motor para jubilar a los caballos, proyecto en el cual participan animalistas, calandrieros y las autoridades del Municipio. No obstante, este miércoles los regidores del PRI se opusieron al asegurar que los caballos son animales de trabajo y eliminar esa tradición tendría que ser autorizado por la gente.

“Todos vemos continuamente cómo los caballos caen tendidos en el suelo, son atropellados porque la ciudad está congestionada, no es la ciudad de principio del siglo 20”

Claudia Llama de la organización Salud y Derecho Ambiental

 

GE/I

 

Anuncios