Guadalajara, “oasis” para los migrantes

 

El paso de los migrantes centroamericanos por México en su periplo hacia Estados Unidos se puede extender hasta seis meses en los que son víctima de todo tipo de delitos, pero es en Guadalajara donde encuentran un “oasis” que se refleja en menos riesgo de sufrir violaciones a sus derechos humanos.

En la octava jornada de limpieza a lo largo de las vías del ferrocarril que encabeza la organización FM4 Paso Libre, para generar un entorno más amable con los migrantes e involucrar a la comunidad en labores de apoyo hacia este grupo de personas, Janeth Valverde menciona que a pesar de actos discriminatorios hacia ellos hay mejores condiciones respecto a otras regiones.

“Es muy común que los migrantes sean víctimas de delitos, el robo es casi de cajón que les va a pasar y la extorsión también, afortunadamente Guadalajara, por todo este trabajo comunitario, no es tan violenta para las personas migrantes como otras ciudades, se sienten mejor tratados por esta colaboración de la sociedad hacia estas actividades”, dijo Valverde.

“Pero su camino sí es un calvario porque se encuentran crimen organizado y autoridades también son las que principalmente violan sus derechos humanos. Hay algunos migrantes que deciden quedarse aquí pero no es un número muy alto, la mayoría decide seguir de la forma más segura posible aunque eso les tarde más de seis meses”.

No obstante, la coordinadora de vinculación de FM4 Paso Libre reconoce que sí hay criminalización en Guadalajara hacia estas personas, incluso el año pasado una colonia fue exhibida al colocar mantas en contra de ellas por atribuirles delitos, por lo que Valverde recomienda principalmente saber que no todas las personas que se encuentran cerca de las vías son migrantes ni salen de su país para robar.

“Es como los mexicanos en Estados Unidos, no van allá a robar, sí hay quien comete delitos pero es una minoría. Igual los migrantes centroamericanos en México, su objetivo es mejorar su calidad de vida y trabajar, no delinquir. Hay que tratarlos como quisiéramos que trataran a nuestros familiares en el extranjero”, sugirió.

GT

 

Anuncios