Tras tragedia, enfrenta a la burocracia

Enrique Osorio/Mural

Guadalajara, México (03 abril 2017).- Casi un mes hará que Nancy perdió a su hija de 21 años, presuntamente a manos del esposo de la joven, y ahora siente que su vida está estancada en la burocracia, pues el caso no avanza.

“Me siento destrozada, en el sentido de que no he podido hacer mi vida, en lo que cabe normal, yo sé que nunca la voy a poder hacer normal, ni ser feliz como era, no es nada fácil y pues también todos los trámites que se están llevando, las citas”, aseguró Nancy Arias.

Explicó que actualmente hace trámites para quedarse con sus nietos, pero que las pertenencias de éstos todavía están en la finca que fue asegurada por la Fiscalía tras el asesinato, el pasado 10 de marzo en Los Cántaros, en Tlajomulco.

La madre de Alondra ya no sabe a dónde puede acudir, no sólo para exigir justicia, sino para que la asesoren con los menores y en la recuperación de sus pertenencias; dijo que ha solicitado audiencia con el Gobernador, sin tener respuesta.

“Yo solicité por medio de Internet y por vía telefónica una audiencia con el señor Gobernador, porque yo ocupo que me ayude a resolver lo que se me vino encima hacia con los bebés”, expresó.

Tras el crimen, Nancy se hizo cargo de sus nietos, uno de un año y otro que cumplirá un mes.

El esposo de la víctima no ha sido localizado.

 

Anuncios