León no cuida la dimensión social del tema agua, advierten

Hay tecnología probada en El Bajío para reducir consumos de agua, señalan activistas.

Agustín del Castillo  /  Guadalajara. MILENIO JALISCO. 

http://www.agustindelcastillo.com/

El Sistema de Agua Potable y Alcantarillado de León (SAPAL) es objeto de cuestionamiento por parte de los colectivos que pretenden evitar que el agua de la presa El Zapotillo salga de la cuenca del río Verde a la del río Turbio para beneficiar a ese emporio industrial en perjuicio de una zona rural que sería inundada.

“¿Por qué no se dice que el SAPAL no puede tomar decisiones equilibradas justo porque la composición de su Consejo Directivo es desequilibrada? En efecto, la relación entre capital y poder político parece haber debilitado tanto la voluntad como la capacidad del SAPAL de responder, a través de la aplicación e implementación de políticas sólidas, al destino de la ciudad”, destacan en un documento conjunto el Comité Salvemos Temacapulín, Acasico y Palmarejo, y sus socios Colectivo de Abogados e Instituto Mexicano para el Desarrollo Comunitario (Imdec).

“La composición de Consejo Directivo explica mucho. De sus 17 sillas, doce están ocupadas por personajes asociados a los intereses corporativos de muchas de las empresas que más agua utilizan y contaminan en sus procesos productivos”. Citan a la Cámara Nacional de la Industria de Transformación, Cámara de la Industria de Curtiduría del Estado de Guanajuato, Cámara de la Industria del Calzado del Estado de Guanajuato, Asociación de Empresas Proveedoras Industriales de México; Cámara Nacional de Comercio, Servicios y Turismo de León, Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción, Centro Patronal de León, Colegio de Ingenieros Civiles de León, Cámara Nacional de la Industria de Desarrollo y Promoción de Vivienda, Asociación Mexicana de Mujeres Jefas de Empresa, Asociación Nacional de Transformadores del Acero e Instituto Mexicano de Ejecutivos de Finanzas.

” El resto son tres representantes del Ayuntamiento, uno de la Confederación de Trabajadores de México (CTM) y otra del Instituto Tecnológico de Estudios Superiores de Monterrey (ITESM). ¿Y la representación de los usuarios domésticos? ¿Y la de los usuarios agrícolas? ¿Y los de la población en general? Es justamente en lo que se deja de decir sobre el agua y el Zapotillo en donde se invisibilizan las responsabilidades y se genera la impunidad de gobernantes y tomadores de decisiones”, añaden.

Alternativas posibles.

“Existe la tecnología accesible y de bajo costo, desarrollada en el Noreste del estado de Guanajuato por el investigador Ramón Aguilar de INIFAP, quién ha demostrado que es posible producir el doble, con la mitad del agua, dando un tratamiento adecuado a los suelos, en un periodo no mayor a 10 años. Motivo por el cual la agricultura del Valle de León, podría ahorrar más de 2.5 m3 [por segundo] en la siguiente década una vez implementada esta tecnología, con un aumento en la producción. Los costos de este proyecto serían sin duda mucho menores a los del proyecto El Zapotillo”.

 

Anuncios